¡Con sólo 5 tablas!

(Basado en un hecho real)

—¿Cuánto es 6 por 7, Ven? —preguntó Sal.

—Espera, voy a buscar las conchitas —respondió el pequeño.

Ven dibujó 7 círculos en la arena y puso 6 conchas en cada uno de ellos bajo la atenta mirada de Gauss o, al menos, eso parecía, porque con las gafas tan modernas que llevaba la mascota uno no podía estar muy seguro de hacia dónde estaba mirando. Mati seguía ensimismada en la lectura de un libro sobre una sociedad literaria y un pastel de piel de patata.

—38, 39, 40… —Ven contaba despacio para no equivocarse.

—Pero bueno, Sal —la pelirroja volvió de su viaje por Guernsey —¿aún no te sabes las tablas de multiplicar? ¿Se te han olvidado con el calor?

—Pero, Mati —respondió el gafotas —yo tengo un método con el que no hace falta saber la tabla del 6 para nada…

—Ya, ya lo he oído —respondió ésta —Basta con pedirle a Ven que lo calcule con conchitas, ¿no?

Sal se rio a carcajadas haciendo temblar sus gafotas sobre la nariz, Ven se enfadó porque había perdido la cuenta…

—No, no es ése Mati —acabó diciendo Sal muerto de la risa —Es otro, de verdad.

—¿Sí? —preguntó Mati mirando con fingida desconfianza a su amiguito.

—Sí, de verdad —respondió éste —Con mi método sólo hace falta saber las tablas del 1 al 5.

—¿Sólo 5 tablas? —preguntó Ven que había olvidado las conchitas por un momento.

—Sí —corroboró su hermano —Si te sabes las tablas del 1 al 5, sabes las tablas del 1 al 10.

—¿¿Cómo?? —preguntó el pequeño mirando a su hermano con absoluta devoción.

—A ver, Ven. dime una multiplicación de números más grandes que 5.

—¡8 por 4! —dijo inmediatamente Ven.

—Ven, eso es 4 por 8, y está en la tabla del 4 —dijo Sal.

—Efectivamente —confirmó Mati —8 por 4 es lo mismo que 4 por 8, gracias a la propiedad conmutativa del producto.

—Y porque el orden de los factores no altera el producto, ¿no, Mati? —preguntó el gafotas.

—Esa es otra forma de expresar la propiedad conmutativa, sí —dijo ella.

—¡8 por 7! —dijo el pequeño de nuevo.

—Muy bien —dijo Sal —Ahora elegimos al mayor de los 2, el 8, y lo escribimos como (10 -2).

—Ahora tienes que multiplicar 7 por 10 —continuó el gafotas —pero eso es muy fácil, sólo tienes que ponerle un 0 detrás al 7; después 7 por 2, que también te lo sabes, porque te sabes la tabla del 2 y restarlos.

—¿Puedo hacer yo la resta con llevadas como nos enseñó Mati? —preguntó Ven excitado.

—Claro, Ven —respondió el gafotas.

El pequeño se puso manos a la obra…

—¡56! —dijo Ven con una sonrisa de oreja a oreja —¡Toma, toma, toma! ¡Cómo mola! ¡Sal eres el más mejor!

—¡Muy bien! —dijo Mati sorprendida —Es una buena aplicación de la propiedad distributiva del producto respecto a la suma.

—¿Cómo, Mati? —preguntó Sal sorprendido.

Mati escribió en su libreta y les explicó:

—Si tienes que multiplicar una suma por un número, puedes sumar primero y multiplicar después, o multiplicar el número por cada uno de los sumandos y después sumar los resultado.

—Ah, ahora lo entiendo, Mati —dijo el gafotas —Eso si lo sabía, lo que no sabía era el nombre.

—¿Y ahora qué hacemos con las conchitas? —preguntó Ven —¿Jugamos a las triangulaciones?


14 Comentarios

Participa Suscríbete

Jose AntonioJose Antonio

Sencillamente genial, es obvio que tarde o temprano la propiedad conmutativa, al igual que la transitiva y otras propiedades del calculo y aritmetica son aprendidas por los muchachos tarde o temprano. Sin embargo, la sencillez con la que gracias a vuestro aporte podré explicarles dicha propiedad a mis primas pequeñas es sencillamente una genialidad, muchas veces un conocimiento bien arraigado se torna complejo a la hora de explicarlo, por tanto muchisimas gracias.

Seguid asi!!!!

Sicoloco del castin de FoolyouSicoloco del castin de Foolyou

hay una tabla que no te tienes que saber porque es lo mismo 6×5 que 5×6 o 6×4 que 4×6,por lo tanto basta con saberse el resto de tablas y pones alreves la multiplicación,en vez de 6×8 pues 8×6 o en vez de 6×3 pues 3×6.la que te dé mas rabia no te la tienes que aprender,solamente su numero multiplicado por si mismo,por ejemplo 6×6.

JuanjoJuanjo

Pues fácil. Elige el 7 que más rabia te de y lo multiplicas por 10.
7 x 7= (7 x 10) – (3 x 7) = 70 – 21 = 49

Todas las herramientasTodas las herramientas

7×7=(3+4)x7=3×7+4×7=3x(3+4)+4x(3+4)=9+12+12+16=49

“Factorizar” es de gran ayuda para el cálculo mental.

1027 x 3 = 1000×3+20×3+7×3= 3081

vaya tonteriavaya tonteria

y cuantos calculos hay qye hacer???

mientras si te aprendes las tablas de multiplicar esd el tiron

miguelmiguel

……y luego se preguntan por que españa no es competitiva. Con estas estupideces no me extraña esfuerzate y aprende las tablas como todos a quellos que son algo en la vida SE PRACTICO PERO NO VAGO

mm

Muy bueno, genial. Esto demuestra que pensando de verdad nos ahorrariamos mucha tontería. Solo los tontos se aprenden cosas innecesarias que uno se puede ahorrar pensando. Más pensar y menos “pasar”.

AnnaAnna

Esto es una gilipollez y complicarse la vida haciendo números. Las matemáticas son sencillas. No se han de complicar con estas gilipolleces para sacar un resultado de una sola multiplicación.
Lo suspendería por imbécil y por retorcido.

holahola

Siempre es bueno saber más cosas.

Pero, por qué hacer lo facil dificil?
8*7 =56,
8 es igual a 4+4=8
o sea 4*7 dos veces
4*7=28
28+28 56 sin más rollos y sin saber la tabla del 5.

vicentevicente

En todo esto solo veo una cosa positiva. Practicar con las cuatro reglas, por si a alguno se le estan olvidando, con tanta calculadora en ristre.

Responde a Sicoloco del castin de Foolyou

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Cancelar